BANXICO CONTINUARÁ CON AUMENTOS A TASA DE INTERÉS PARA CONTENER INFLACIÓN

El Banco de México (Banxico) tiene la intención de continuar con el ciclo de alza de tasas, para así mantener ancladas las expectativas inflacionarias, revelaron las últimas minutas de política monetaria, y así lo señalaron analistas.

De acuerdo con la última minuta correspondiente a la decisión del 29 de septiembre, los integrantes de la Junta de Gobierno consideran de manera unánime continuar con el ciclo restrictivo de manera contundente.

Banxico prevé que no sería sino hasta inicios de 2024 cuando la inflación retorne al objetivo puntual del 3 por ciento, por lo que se estima que las altas tasas de interés continuarán por un periodo prolongado.

Un miembro destacó que, al panorama inflacionario ya deteriorado tanto a nivel global como por factores internos, se suman ahora un entorno de menor liquidez, elevada volatilidad cambiaria, mayor aversión al riesgo, así como un deterioro en la actividad económica, y la posibilidad de choques nuevos derivados de la prolongación o intensificación de los conflictos geopolíticos.

“Opinó que este entorno implica que será necesario continuar incrementando la tasa de referencia, y que se debe llevar a un nivel más restrictivo durante todo el horizonte en que opera la política monetaria”, se lee en el documento.

Otro integrante del colegiado señaló que la tasa de interés real ex-ante ahora está alrededor del límite superior del rango estimado de neutralidad, y debe llevarse a terreno claramente restrictivo.

Añadió que, si bien los ajustes en las expectativas de inflación de mediano y largo plazos durante el año han sido moderados, es indispensable actuar con determinación para evitar un proceso de desanclaje.

Un tercer miembro también precisó que es necesario ajustar la postura monetaria ante los niveles de inflación y para evitar efectos de segundo orden.

“Sostuvo que el punto terminal del ciclo tendría que determinarse en función de la tasa real ex-ante y no de la nominal. Detalló que el nivel máximo de la tasa real ex-ante en los últimos años fue de 4.4 por ciento, alcanzada en 2018. Por ello estimó que un posible nivel terminal de dicha tasa en este ciclo podría ubicarse entre 4.5 y 5 por ciento”, aseveró.

“Existe consenso que la tasa de fondeo debe seguir ajustándose al alza, pero la magnitud de los ajustes debe discutirse en cada reunión subsecuente y con base en la información disponible”, indicó Víctor Ceja, economista en jefe de Valmex.

Analistas de Banorte señalaron que las minutas refrendan el tono hawkish de la autoridad monetaria, aún con preocupaciones sobre la dinámica de inflación, y sus expectativas, similar al último comunicado

El cuarto integrante subrayó la importancia de alcanzar una postura monetaria restrictiva, consistente con la complejidad del panorama inflacionario, mientras que el quinto miembro restante también resaltó que, durante este ciclo alcista, Banxico ha actuado de manera comprometida, con incrementos de la tasa de referencia oportunos y graduales, así como robustos y contundentes cuando las condiciones así lo han requerido.

El subgobernador de Banxico, Jonathan Heath, indicó que es importante tener una guía prospectiva explícita que comunique las intenciones del banco.

Precisó además que el mercado ha asimilado el mensaje principal del organismo, pues se prevén más alzas.

“Creo que la gran mayoría de los analistas entendieron el mensaje, ya que el consenso espera 75 puntos base para noviembre y 50 para diciembre”, anotó Heath en sus redes sociales.

Por su parte, la subgobernadora del Banco de México, Irene Espinosa, instó a que el organismo central publique una guía clara sobre la conducción de la política monetaria.

“Informar al mercado que continuaremos y estaremos en un terreno restrictivo creo que ya da una idea de por dónde va esta trayectoria”, dijo la banquera central a El Financiero Bloomberg.

Pamela Díaz, economista en jefe para México de BNP Paribas, dijo que luego de ver la minuta, queda claro que Banxico seguirá los pasos de la Fed, con alzas similares o inclusive mayores si es necesario.

“Es improbable que se presente un rompimiento con la Fed en lo que resta del año. No solo es el seguir con el ritmo de alza en tasas, sino que los comentarios contenidos en la minuta sugieren que no puede descartarse un incremento de mayor magnitud si es necesario”, e indicó que la expectativa es que Banxico suba la tasa en 75 puntos en la siguiente decisión, en línea con lo estimado para la Fed.

Alberto Ramos, economista en jefe para América Latina de Goldman Sachs, coincidió que no es posible desvincularse de la Fed, al menos hasta finales de 2022, debido al riesgo de esto pueda generar volatilidad cambiaria y ser percibido como una señal de complacencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *