CONGRESISTA REPUBLICANO CONFIRMA QUE QUE YA ANALIZAN DATOS INCRIMINATORIOS CONTRA HIJO DE BIDEN

El Partido Republicano tiene en su poder el ordenador portátil del hijo presidencial Hunter Biden y está estudiando a fondo el “tesoro oculto” de datos que contiene, según ha relatado a Fox News el congresista estadounidense Darrell Issa, mientras su formación ya se está preparando para lanzar una investigación si gana las elecciones del próximo mes de noviembre.

“Se debe seguir toda la pista hacia el tipo grande“, dijo Issa, en referencia a un correo electrónico del portátil que describía un acuerdo comercial en China en el marco del cual “el tipo grande”, en aparente referencia a Joe Biden, ganaría un 10 %.

“Vamos a necesitar a un fiscal especial, pero, por el momento, lo estamos investigando”, continuó. “Tenemos el portátil, y el portátil es un tesoro oculto de lo obvio”, dijo.

Issa relató que la computadora contiene pruebas de la comunicación directa entre Hunter Biden y su padre, entonces vicepresidente del país, en las que éste le habría aconsejado “seguir adelante” con sus negocios en países como Rusia y China. Asimismo, el ordenador contendría supuestas pruebas del consumo de drogas de Hunter que podrían haber situado al hijo de Biden en una posición vulnerable al chantaje por parte de las agencias de inteligencia extranjeras.

Joe Biden ha negado repetidamente que se comunicara con su hijo sobre sus negocios en el extranjero.

¿”Desinformación rusa”?

Por primera vez, el contenido del portátil fue reportado por The New York Times antes de las elecciones presidenciales de 2020, pero en aquel momento la campaña de Biden, un número de funcionarios de inteligencia y medios de comunicación estadounidenses lo desmintieron como parte de una operación de “desinformación rusa” destinada a conseguir la reelección de Donald Trump. Las principales empresas de redes sociales, como Twitter y Facebook (red social prohibida en territorio ruso que pertenece a la compañía Meta, calificada en Rusia como organización extremista), prohibieron entonces que se compartieran las informaciones sobre el portátil.

Sin embargo, la autenticidad del ordenador, que Hunter, supuestamente, abandonó en un taller de reparación de Delaware, ha sido verificada desde entonces de forma independiente, y tanto The New York Times como The Washington Post admiten ahora que su contenido es auténtico.

El contenido

Los correos electrónicos del portátil detallan la participación de Hunter Biden en numerosas empresas extranjeras, incluido un puesto muy bien pagado en el consejo de administración de una empresa energética ucraniana, así como acuerdos millonarios en China que dependían de la presentación de socios a su padre, o un supuesto plan para organizar la financiación de un contratista del Pentágono para que estudiara agentes biológicos peligrosos en Ucrania.

Las fotografías que, supuestamente, se obtuvieron del ordenador portátil también detallan las inclinaciones sexuales y el consumo de drogas de Hunter.

“Amenaza para la seguridad nacional”

El Departamento de Justicia ya está investigando los negocios de Hunter en el extranjero, centrándose, supuestamente, en los vínculos de la familia Biden con ejecutivos chinos del sector energético. Sin embargo, los republicanos quieren ir más allá.

La congresista republicana Elise Stefanik, prometió a primeros de este mes que si los republicanos recuperan en noviembre la Cámara en las elecciones de medio mandato, servirán “de contrapeso a la fracasada Administración Biden”, lo que empieza —dijo— “por citar a Hunter Biden“.

“El Comité de Supervisión de la Cámara de Representantes va a estar encima de Hunter Biden”, dijo a su vez el representante republicano James Comer a Politico.

“Vamos a centrarnos en Hunter Biden, no por razones políticas, sino porque creemos que es una amenaza para la seguridad nacional”, añadió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *