‘YO NO HE HECHO NADA MALO’…

“Yo no he hecho nada malo, ¿Cómo yo voy a querer atentar (contra) mi misma vida? (…) Yo no tengo nada que ver, yo vengo de migrante, fui víctima también”, argumentó a las autoridades el venezolano Carlos Eduardo C. R. al ser detenido bajo una orden de aprehensión por el delito de homicidio en contra de 40 personas en el Instituto Nacional de Migración (INM).

Se trata del segundo migrante detenido por la Fiscalía General de la República (FGR), después de Jeison Daniel “N”, acusado de iniciar el incendio ocurrido el 27 de marzo de 2023 en la estación provisional del INM en Ciudad Juárez, que lo dejó en coma por 21 días.

Su detención se llevó a cabo el jueves 1 de junio, aproximadamente a las 10:00 de la noche, en la habitación del hotel en el que se encontraba bajo resguardo del INM, el cual tras el incidente publicó su nombre incorrecto en la lista de lesionados.

Durante su detención, el sudamericano le pidió a las autoridades que revisaran las cámaras de seguridad del edificio federal, y les aseguró que quedará en libertad porque él no tuvo nada que ver en el incendio.

“Ustedes tienen que averiguar, hay cámaras… si yo lo hago, ¿ustedes creen que yo me quedo en México?, yo no me quedé aquí, en México”, cuestionó, según se observa en un video grabado por su hermano.

Tras el arribo de los agentes federales, el migrante se dijo sorprendido por su detención y aseguró que él estaba en el baño cuando ocurrió el incendio.

“La última vez, Fiscalía me dijo: está detenido un muchacho por el incendio. Y yo le dije: yo no sé cómo se prendió eso, yo estaba en el baño, incluso hasta me caí desmayado, que me partí los dientes (…) Yo no tengo nada que ver, porque soy inocente. Es como si ustedes me ingresen a la unidad en donde ustedes estén y me ingresen sin nada, ¿cómo yo voy a hacer de tanto homicidio cuando yo no he hecho nada?, Para eso hay cámaras y todo. Yo no tengo nada que ver”, aseguró.

Su hermano pidió el apoyo de un representante del Consulado de Venezuela y la presencia de Grupo Beta, ya que ellos tenían la receta del medicamento que le administraron.

“Esta es una técnica de investigación, control judicial, una orden de cateo con fines de dar cumplimiento a una orden de aprehensión que se libra (…) por el delito por el cual se le detiene, por el cual se determina la orden de aprehensión es por el delito de homicidio, previsto y sancionado en el artículo 302 en relación al 307, ambos del Código Penal Federal, cometido en agravio de 40 víctimas”, les informó un agente.

En el video, su hermano reclama al personal de la FGR que los estén tratando como delincuentes e insiste en la presencia de las autoridades de su país.

“Se imagina, el primo mío se murió en el incendio, se lo llevaron muerto (…) Ustedes tienen que averiguar, hay cámaras… si yo lo hago, ¿ustedes creen que yo me quedo en México?, yo no me quedo aquí en México”, dijo el acusado.

Al cuestionar “¿a dónde me llevan ahorita?”, un agente federal le comentó: “ahorita como los derechos lo manifiestan, te vamos a presentar ante la autoridad competente, la cual va a determinar tu situación jurídica. Ahí mismo se te va asignar un defensor, o sino el consulado te va a proporcionar uno, que es el que va a llevar tu asistencia jurídica durante este proceso. Una vez que se determine tu situación jurídica ya determinarán qué prosigue. Por ahorita vamos a llevar a cabo una diligencia, que es de cateo, de la cual te estamos haciendo del conocimiento”.

“Está bien, yo no tengo nada que ver, yo no me tengo que resistir a nada, vamos pa’ donde vamos. A donde Dios me ponga yo voy a estar, y yo sé que yo voy a salir, porque yo no tengo nada que ver, ¿cómo yo voy a hacer una cosa?”, reclama el migrante en el video.

Después de que una agente le aseguró que le iban a dar alimentación, medicinas y un trato digno, Carlos Eduardo dijo temer no poder volver a su mamá.

“Ustedes lo ven fácil, pero mi mamá es la que se me va a morir. Mi mamá está viejita, sabe que yo voy a quedar preso por una cosa que yo ni hice (…) Yo no tengo nada que ver”, dijo.

Como parte de la investigación han sido vinculados a proceso los agentes migratorios Daniel ‘N’, Rodolfo ‘N’ y Gloria ‘N’; Alan Omar ‘N’, guardia de seguridad privada; Juan Carlos ‘N’, coordinador de grupo Beta; Eduardo ‘N’, jefe de Recursos Materiales de la estación migratoria; Salvador ‘N’, titular de la representación local del INM en Chihuahua; y el migrante venezolano Jeison ‘N’, mientras que la agente Cecilia ‘N’, asignada al municipio de Ascensión, fue liberada.

Por su parte, el comisionado nacional del INM, Francisco Garduño Yáñez, y el director general de Control y Verificación Migratoria, Antonio Molina, llevan un proceso en libertad, lo que ha provocado el reclamo de activistas.

Hoy sábado, el venezolano Carlos Eduardo C. R. será acusado formalmente por el delito de homicidio y lesiones, a título de dolo, en perjuicio de 40 migrantes extranjeros y 26 lesionados más (él fue uno de ellos) por los hechos ocurridos en la estancia provisional Juárez, del Instituto Nacional de Migración (INM), el pasado 27 de marzo, informó personal del Centro de Justicia Penal Federal.

La audiencia inicial estaba programada para ayer viernes a las 10:30 horas; sin embargo, debido a que la defensora de oficio no conocía el contenido de la carpeta de investigación, que derivó la causa penal 355/2023 en contra de Carlos Eduardo R. C., el juez federal de Control suspendió el proceso y lo reprogramó para este sábado, se dio a conocer.

El extranjero forma parte del grupo de sobrevivientes que acusaron al venezolano Jeison C. R., al guardia de la empresa Tank Adán P. V. y los funcionarios del INM por los delitos citados, así como por el delito de ejercicio indebido del servicio público, éste formulado contra el comisionado Francisco Garduño Yáñez (causa penal 237/23) y Antonio Molina Díaz, director general de Control y Verificación Migratoria (causa penal 253/23).

Dentro de la cadena de mando del INM, los acusados por los hechos del pasado 27 de marzo son Salvador González, titular de la Oficina de Representación; Daniel G. Y., representante local de la Oficina Noreste; Eduardo M. A., responsable de Recursos Materiales; Rodolfo C. T. Y Gloria Liliana R. G., ambos responsables de la estancia provisional Juárez en turno, así como Juan Carlos M. C., coordinador del Grupo Beta Juárez y encargado de la Unidad Interna de Protección Civil.

La detención, realizada mediante orden de aprehensión, fue ejecutada en el hotel Colonial Las Fuentes, donde el INM ha erogado más de 30 mil pesos sólo por concepto de hospedaje y alimentación. A esta cantidad deberá sumarse el traslado de familiares a esta frontera, cuando su condición era de víctima.

El personal de la FGR llegó la tarde del jueves y por la noche ejecutó la orden judicial, trasladó al detenido a las instalaciones oficiales ubicadas en la avenida Hermanos Escobar y solicitaron al Centro de Justicia Penal la hora de la audiencia inicial, la cual fue suspendida ayer mismo.

Leave a Reply