SIGUEN SIN APARECER AGENTES DE LA GN REPORTADOS COMO DESAPARECIDOS…

Las familias de David Alejandro González González y Brandon Alexis García Jiménez, desaparecidos desde el pasado 21 de febrero en la colonia Anapra, al norponiente de la ciudad, llaman a las autoridades a emplear la tecnología para localizar los dispositivos celulares que permitan conocer el paradero del oficial activo de la Guardia Nacional y del exoficial.

Según los registros que la esposa de Brandon Alexis obtuvo del aparato telefónico, la última ubicación fue en la calle Pez Martillo de la colonia Anapra, a 12 kilómetros de distancia del puerto internacional Jerónimo– Santa Teresa, donde dejaron estacionado y encargado el vehículo que tripulaban el miércoles 21 de febrero, día de su desaparición.

En el puente el acceso fue negado por el personal de seguridad privada.

“Del enrejado hacia adelante no pueden ustedes pasar, a la mejor lo que sucedió es acá adentro, pero no pueden ingresar por cuestiones reglamentarias del Gobierno Federal. Aquí no pueden entrar periodistas, ni policías, para poder entrar necesitan traer oficio autorizado desde (el puente) Córdova”, dijo Rafael, el guardia de seguridad apostado en la entrada del cruce fronterizo entre Chihuahua y Nuevo México.

A decir de la familia, es aquí donde se necesita saber en qué se retiraron los dos amigos.

“El vehículo azul en el cual se fueron hacia allá se encontró estacionado a lado en la caseta del puente a Santa Teresa, justamente en la Aduana, en el último cajón a mano izquierda y junto a la caseta del guardia de seguridad que es la persona que los ve por última vez”, explicó Raúl González, tío de David Alejandro y quien estuvo con la familia en la celebración de los cumpleaños de su sobrino y su hermana.

Precisó que David Alejandro y Brandon Alexis saludaron al guardia de seguridad privada, le dieron (dinero) para las cocas y le encargaron el carro.

“Y ahí el guardia comenta que ellos salieron, salen de lo que es la caseta de Aduana, salen por el portón y desde ahí ya no se sabe nada de ellos”, detalló.

La familia acudió al lugar y encontró la unidad vehicular con las puertas sin seguro, por lo que contrataron a un cerrajero y arrancaron el auto, el cual es de un amigo de Brandon, para luego trasladarlo a la casa de la familia González González, sin que el propietario hasta el momento reclame el automotor, explicaron la esposa de Brandon y la madre de David Alejandro.

Raúl refirió que por las versiones del guardia y compañeros de su sobrino se especula que ambos amigos se subieron en otro vehículo y se retiraron del lugar.

“Se especula, no es nada claro que yo le pueda firmar”, agregó.

Cuando se retiraron del puente eran aproximadamente las 10 de la noche. Y fue hasta las cero treinta horas del 22 de febrero que la esposa de Brandon, también desertora de la Guardia Nacional, empezó a rastrear el teléfono de su marido y la última ubicación que proporciona el aparato fue en la calle Pez Martillo. Para entonces el celular ya estaba apagado.

El teléfono de David Alejandro también lo ubicó en esa misma calle, pero en una casa de enfrente.

En un recorrido realizado por El Diario entre un punto y otro, se apreció una fuerte presencia militar y de los elementos de la Guardia Nacional en la colonia, donde la comisión de delitos como el tráfico de personas en condición de movilidad, el feminicidio y homicidio, son recurrentes.

En la calle Pez Martillo se observó una cámara de videovigilancia de la Plataforma Centinela, donde también fueron colocadas pesquisas del oficial y su amigo.

“Sí hay mucha inseguridad aquí”, dijo un vecino del sector, al referir que hay “muchos” consumidores de drogas que alteran el orden y “no hacen cosas buenas”.

En la banqueta lateral derecha, en sentido de sur a norte y muy cerca de la cámara, se observaron gotas de sangre seca.

Las familias realizaron un rastreo la mañana del lunes y colocaron cientos de pesquisas en postes de Telmex y la Comisión Federal de Electricidad, así como puertas y ventanas de negocios.

A una semana de la desaparición de David Alejandro González González, de 22 años, y Brandon Alexis García Jiménez, de 28, las familias desconocen su paradero por lo que solicitan el apoyo de la ciudadanía para localizar con vida a sus seres queridos.

Cualquier información de su paradero se puede proporcionar de manera anónima al teléfono 614– 429– 3300 extensiones 14289 y 10796 en la ciudad de Chihuahua y 656–629–3300 extensiones 56455 y 58132 en Ciudad Juárez.

+ There are no comments

Add yours